Los bolsos Bughambilia están fabricados de manera 100% artesanal.

Los textiles que se utilizan son de algodón natural. La transformación al hilo se hace de forma artesanal y para darle color se utilizan técnicas ancestrales como el tintado natural, el cual extrae los colorantes de semillas, raíces, frutas y verduras de la región de Guatemala.

Una vez obtenidos los hilos de colores se inicia con el tejido, utilizando también técnicas ancestrales como es el telar de cintura. Las artesanas no trabajan en serie, lo hacen en comunión con su espíritu, ya que en cada puntada entreteje sus anhelos, esperanzas, alegrías y muchas veces sus tristezas. Este proceso es muy complejo y puede durar entre 2 y 4 meses.

La confección de los bolsos se lleva a cabo en un pequeño taller de Alicante, donde expertos artesanos de la piel cortan y cosen cada modelo.  

Los bolsos Bughambilia son el resultado de un laborioso trabajo que combina técnicas ancestrales con la dedicación y el esmero de lo más esencial, las hábiles manos de quienes los elaboran.

Gracias a que todo el proceso es artesanal, el resultado es un impacto medioambiental muy reducido.